No hay nada mas socorrido que un paté cuando te enfrentas a una comida de urgencias o tienes que improvisar un aperitivo. Pero sería injusto limitar este paté a un sencillo quickly fast food, su recorrido es mas amplio…
1- Complementa ciertos platos, sí, pero rivaliza en elogios después de la contienda.
2- Elegido por unanimidad in the family el mejor bocata que llevarte en la mochila para una ruta y saborearlo al final de la subida, sentado y con los pies colgando del risco escuchando esto con una cerveza bien fría (la suelo llevar casi congelada, con esto consigo además un plus: Caminar mas rápido para contrarrestar el frío de la columna!?
y 3 (y no menos importante)- La preferencia de mi mujer a la hora de llevarse emparedados cuando, por trabajo, no viene a comer.

Si sumamos a esto que este paté de tomates secos y aceitunas es sencillo y muy rápido de hacer no queda otra que catalogarlo de chollo mas que de recurso gastronómico.

Paté de tomates secos

Esta receta puede parecer, por los ingredientes, surrealista, pero lo cierto es que la combinación produce una simbiosis de sabor que sorprende.
He usado los tomates secos que tengo en aceite con guindillas, la maceración en aceite le da el punto clave y un toque picante a este paté le va genial.
El ojo es importante en esta receta (cuando no lo es !?), hay que prestar atención en no pasarnos con el punto de aove para que no quede aceitoso y, sobretodo, cuidado con el chorrito de agua para aligerar la pasta si es difícil de trabajar, podemos aguar todo el trabajo.

A la hora de dar cuenta de él puedes usar cualquier tipo de tropezones, desde nachos hasta pan tostado, aunque yo prefiero untarlo en una rebanada de un buen pan de espelta casero (como en la fotografía) después de pasarlo por la tostadora y acompañarlo de una buena cerveza bien fría.

Ingredientes:
80gr. de tomates secos.
25 aceitunas verde manzanilla sin hueso.
10 almendras naturales.
Un diente de ajo.
1/2 c/c de orégano molido.
1/2 c/c de pimentón.
Una pizca de pimienta negra molida.
El jugo de medio limón.
1 chorrito de coñac.
50ml de aove o hasta consistencia deseada.
1/2 c/c de sal.
Opcional: Un chorrito de agua si la mezcla es demasiado espesa y difícil de batir. Si los tomates están bien hidratados no debería hacer falta.

Elaboración:
– Hidrata los tomates secos en agua durante dos horas (más tiempo perderán su chispa, aunque será más fácil de batir).
– Deja escurrir y quita las pepitas (tampoco pasa nada si las dejas).
– Pon todos los ingredientes en el vaso de la batidora y tritura (con mucha paciencia).